A MI EL TABACO NO ME HACE DAÑO

no me hace daño

Vivir sin tabaco

El tabaco no es necesario para vivir. Inhalar humo no es fisiológico y hay muchos ejemplos para comprobarlo: en las cocinas hay extractores de humo; si tienes un perro y lo acercas a una fuente de humo verás como escapa en sentido contrario... Tú puedes vivir perfectamente sin fumar. De hecho vivirás mucho mejor, mira las ventajas de no fumar y piensa en todo lo que puedes ganar.

Si desea localizar información relacionada con el contenido de esta página, utilice el buscador